Pues sí, cosas de esas que uno parece que las tiene bajo control, pues no las tiene tanto. Resulta que he estado migrando el blog a nuevos servidores y he tenido la mala experiencia que la base de datos con las entradas de los artículos se exportó mal y sólo me han quedado las entradas de antes de 2009. Casi nada. Las entradas de 4 años después, al garete. Y eso que me aseguré de tener dos copias de seguridad de la base de datos. Lo único que no comprobé es que estuvieran todas las entradas y esa confianza me ha acabado pasando factura.

De todos modos, para ser sincero, la actividad del blog la tengo muy abandonada. No por nada, sino porque con la llegada de twitter, facebook e instagram, suelo tener más actividad por allí que por aquí.

En breve añadiré una nueva entrada resumiendo lo más interesante de este lapsus de tiempo, y tampoco es que desde mi vuelta de Palma de Mallorca a Barcelona, este blog haya sido un mar de actividad.

Actualizado

Menos mal! tenía una copia del blog de Septiembre de 2012. El resumen será más pequeño!

 

Me he dado cuenta de la cantidad de graffitis que hay por Barcelona. Unos con más gracia y otros con menos gracia. No sé si vosotros al pasear alguna vez por vuestra ciudad os habéis fijado en la cantidad de graffitis que se os ponen delante, pero el otro día me fijé en la cantidad de pintura de spray que hay en las puertas. Lo que es curioso es que me pareció que al menos en Barcelona, el movimiento graffiti parece que ha pasado de las paredes a las puertas. Muchos comercios tienen la puerta pintada por voluntad propia, pero también es cierto que muchas fincas vecinales se encuentran coloridas por mil firmas.

Lo curioso, es que con los años creo que todos estos graffitis han quedado mimetizados con el paisaje. Un día, paseando por el Raval i por el casco antigua,me propuse tomar una muestra para compartirla y preguntar: ¿arte o gamberrismo? Juzgad vosotros mismos:

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Puertas

Que Steve Jobs se ha convertido ya en una de las personas más famosas de la historia de la humanidad es algo indiscutible. Este hombre cambió la industria de la música con el iPod, la de los ordenadores personales con el Mac, la del cine de animación con Pixar y la de la telefonía móvil con el iPhone. Ante una persona así poco me atrevo a opinar. Además ahora hay biografía autorizada que os podéis comprar.

Como me parecía raro no escribir nada sobre Jobs, creo que lo suyo es que comente mi experiencia de usuario con productos Apple. En todos los casos, tengo que decir que los cacharros de Jobs jamás me han decepcionado y pienso que han marcado el rumbo a seguir por todos sus competidores.

En mi caso, el primer apple con el que lidié no fué para mí. Fué para mis padres. En casa tenían un PC clónico que me obligó a hacer de soporte técnico como hobby en mi tiempo libre. Un día era un virus, otro los primos que habían instalado algo y no funcionaba nada, otro que algo se fundía... un desastre. Por lo que, escuchando las bondades de los ordenadores Apple y no atreviéndome a ponerles a mis padres un Linux, les convencí para que se compraran un Mac Mini. Esto era por allá en el 2003. Todavía lo tienen. Jamás me ha dado un problema de virus. No he tenido que reinstalar ni una sola vez el sistema operativo y lo que es más sorprendente, es que cosas que jamás pensé que mis padres pudieran hacer, pues allí los tienes con sus fotos, con sus mails y con su internet.

Si hay algo que nadie pueda discutir, es la sencillez de manejo del sistema operativo OSX de Apple y lo completo que resulta de partida con todas las apliaciones que lleva para fotografía, música, producción musical, producción audiovisual... no hay ningún PC con Windows que de entrada te de tanto como el OSX.

Pues animado por la experiencia de mis padres, me agencié yo mismo con un Mac Mini que a la postre, ha sido el mejor PC que he tenido nunca. No me ha dado ningún problema hasta la fecha, por fin tengo las fotos ordenadas y no digamos la música. Poder tener toda mi colección de CD's en un disco duro es algo realmente ventajoso y como centro multimedia, que es el uso que le doy ahora, al lado de la tele, no os quiero ni contar.

Por tanto, yo que soy tan amigo de las cosas fáciles y fan de la usabilidad de los cajeros automáticos, no puedo más que quitarme el sombrero ante la facilidad de uso y manejo de un Mac.

Pero no acaba aquí la cosa, porque hace un año me agencié con un iPhone y esto sí que es otra historia. Comentaba con un amigo el otro día que no ha habido gadget informático que me haya resultado tan provechoso y útil como el teléfono de Apple. El gadget definitivo: Cámara de fotos, correo, redes sociales, navegador web, teléfono.... el mundo en tu mano. Y nuevamente, me quedé sorprendido por lo fácil que es usar un iPhone. Nunca he sido demasiado esclavo de las marcas (de hecho, estoy escribiendo este post desde un PC con Linux), pero realmente me costaría cambiar de teléfono ahora mismo por lo fácil que hace las cosas el iPhone.

Steve Jobs

Por tanto, puedo decir que lo más importante que creo nos ha dejado Steve Jobs es el cuidado por el usuario. No se trata sólo de tener un aparato que haga una función, se trata de tener un aparato que sea bonito, tremendamente fácil de usar y que en definitiva, esté pensado para ofrecer una solución lo más humana posible. Me quedo por tanto, en la idea de que lo que hacía su empresa era pensar en la felicidad de sus usuarios y en sorprenderles con cada nuevo producto Apple que aparecía. Parece absurdo que una empresa se dedique a buscar la felicidad ajena a través de sus productos y eso creo que ha sido la gran diferencia de Apple con la competencia. Ha conseguido ser, más que una empresa, un grupo de rock con millones de seguidores que eran capaces de hacer cola una noche entera para comprar la nueva obra de arte de esa banda de genios pirados.

Por todo ello, mi reconocimiento a Steve Jobs. Ojalá lo que él ha hecho por la electrónica de consumo lo podamos ver en campos como la medicina o el desarrollo social.

Que el cine es una de mis pasiones es algo que no he comentado demasiado en este blog, pero precisamente ése fue el motivo de apuntame, ahora hace casi un año, al curso de producción de cortometrajes de la Casa Elizalde en Barcelona. No es que estemos hablando de un curso profesional, porque por 60€ y 6 clases no era plan de rodar el nuevo clásico del siglo XXI, pero lo cierto es que la cosa dió de sí.

Para empezar, tuve la suerte de caer en un grupo fantástico de gente que quien más quien menos, tenía ganas de poner su granito de arena. La cuestión es que nada más empezar el curso el objetivo quedó claro: se trataba de rodar un corto basándonos en un guión de X.G. Barberà, el director de todo el tinglado y que ya había cursado las clases de guión en la misma Casa Elizalde.

A partir de aquí, nos asignaron a cada uno una tarea (yo acabé en luces y sonido) y... a rodar. Si bien es cierto que algo más de teoría nos podrían haber dado, lo cierto es que se acabó compensando poniéndonos manos a la obra. Parece mentira la de detalles y trabajo que acabó llevando todo: permisos de rodaje, vestuarios, maquillaje, logística y avituallamientos... vamos, que aquello acabó pareciendo una productora a pequeña escala.

Con lo que me quedo al final, y pese a las jornadas maratonianas de los fines de semana, es que todo valió la pena para dar vida a la criatura y que aunque se trató de manufacturar un corto de guerrilla pachanguera, sólo por haber conocido a todos los que allí nos juntamos, ya valió la pena.

Sin más, os dejo con la ópera prima de X.G. Barberà , "Rodando su destino".

Este post no va de filosofía, ni de literatura, ni de música. Este post va de fútbol. El vendaval de sensaciones que nos han dejado los cuatro enfrentamientos entre Real Madrid y Barcelona entre Abril y Mayo del 2011 han dejado muchos sentimientos quebrados y otros tantos deseos satisfechos.

Estoy contento de escribir estas líneas a toro pasado, cuando ya se han decidido títulos como la Copa o la Liga y porque los cuatro clásicos, aunque todavía presentes, ya empiezan a dejar cierto poso en la memoria después de toda la agitación mental que para un aficionado al fútbol como yo, ha dejado cada partido.

Desde el punto de vista futbolístico, poco puedo decir que no hayan analizado ya miles de periódicos, columnistas, reporteros y periodistas varios. No creo que pueda aportar nada nuevo a las polémicas que han rodeado a algunos encuentros y que tanta bilis han dejado.

Sin embargo, sí que se pueden extraer ciertas reflexiones sobre todo lo que ha pasado y esto es lo que voy a hacer a continuación.

Para empezar, no ha habido ningún partido que me haya gustado. El fútbol de los clásicos ha sido, en general, malísimo. Mucha especulación, mucha horizontalidad de la pelota y mucho juego trabado. Aunque por el juego en sí me quede con el partido de la final de Copa, en general se ha visto a un Barcelona cansado, mermado, lento y a un Madrid duro, enrocado y especulador.

Por otro lado, las polémicas. Polémicas por todo: porque lo expulsan, porque lo pisan, porque pone la mano, porque hace teatro, porque le anulan un gol. Polémica para unos, obviedad para otros, claro. Lo que nos han enseñado los medios es que la realidad cambia según el punto de vista. Que una realidad imparcial y objetiva es meta para muy, pero que muy pocos. Que la gente escucha más al forofo de la tele (por morbo o devoción) que a un analista entendido en la materia. En definitiva, que todos los bandos han escuchado lo que querían oir por parte de cada color mediático.

No me han gustado los clásicos porque han sacado el bicho negro que lleva todo el mundo dentro. En estos días de crisis económica, de corrupción política no saneada y de burbujas inmobiliarias; el circus máximus de nuestros días, y (léase en broma) "el refugio donde las masas depositan sus esperanzas en los colores de un equipo", va y resulta que queda marcado a fuego por dos palabras: mal perder. Sí, sí, mal perder como el de niños malcriados. Como equipos de señoritos "Y tu más" donde sus papás les han defendido a capa y espada. Donde nadie de su tribu se ha atrevido a criticar lo más mínimo ciertas actitudes a los miembros de su clan.

El no aceptar la derrota. El no reconocer que por A o por B te has quedado en la cuneta y que te toca chincharte y que te tienes que tragar el sapo con piel y todo. Y sobre todo, otro punto clave: el no saber hacer Y no querer hacer autocrítica.

Aparte de que haga falta mucha educación respecto a saber encajar derrotas, y sobre todo, a saber predicar con el ejemplo; en este caso parece que los modos y las actitudes de cómo han actuado los implicados responde a una estrategia. Pero, ¿no es muy evidente que esta estrategia es una "Goebbles" aplicada al balompié? Esto es, aquello de "si repites una cosa 1000 veces al final será verdad aunque sea mentira".

Los (léase como se quiera) "valores olímpicos" de la participación, del respeto al rival, de la competición sana, de darse la mano cuando todo termina y felicitar al ganador, han quedado completamente eclipsados por el post-partido. Las palabras volcadas por los técnicos en las ruedas de prensa al finalizar los encuentros pasaron a convertirse en lo realmente importante de las noticias y portadas del día después.

A todo esto, los jugadores han sido protagonistas, sí, pero no por el juego desarrollado, sino por sus expulsiones, por sus teatrillos o por sus salidas de tono.

Y por supuesto, el gran perjudicado ha sido el fútbol, porque el valor que van a dejar estos clásicos es el de que, sea como sea, lo importante es ganar. Y con esto no digo que la competitividad no sea importante, que lo es y mucho.

Pero, ¿No se estará volviendo todo como "reality global?" Como un programa de telebasura que llega a todos y cada uno de los rincones de la sociedad. Hubo momentos en los que leyendo la prensa del día posterior a cada partido, si hubiésemos cambiado el nombre de Mouriho por Belén Esteban y el de Guardiola por Jesulín, más que el "Marca" o el "Sport", podría aquello haber sido el "Cuore" o el "Pronto".

De todos modos, este amarillismo dudo que estuviera orquestado únicamente para vender ejemplares. En base a ciertas lecturas forofas realizadas por periodistas de cada bando, creo que realmente se estaban plasmando en el papel escrito de cada columna o artículo, la lucha por demostrar estar en posesión de la verdad absoluta sobre las jugadas polémicas, los árbitros y los planteamientos tácticos.

Mourinho

Hasta cierto punto, todo ha sido divertido, si lo miramos desde una óptica no demasiado "hooligan", pero en temas Barça vs. Madrid es difícil no encontrarlas.

Reconozco que después del tercer clásico y de la famosa rueda de prensa de Mourinho, pensé que menos mal que sólo quedaba un partido, porque todo iba cada vez más "in crescendo": más crispación, más indignación, más polémica. Y eso que creo que tanto Mourinho como Guardiola son dos grandes técnicos que por méritos propios ya están en la historia del futbol, pero menos lloriqueo, hombre, que cansa un poco.

Tampoco creo que haya una única manera de entender el fútbol y por supuesto de que cada cual juega como quiere o como puede. Tanto mérito tiene el mundial ganado por Italia en el 2006 como el de España en el 2010.

Menos mal que siempre nos quedará Julio Maldonado, "Maldini", para poner un poco de sentido común a las cosas.

Pero, ¿serán capaces todas las partes implicadas olvidar de cara al año que viene? Difícil lo veo.

P.D.: Ha sido divertido por un día hacer de Cruyff. :)

Hace unos días tuve la suerte, casi por casualidad, de asistir a una exposición en una galería de arte de la calle Marina en Barcelona que versaba sobre... tablas de monopatín. Pero no eran tablas de skateboard cualquiera, porque tenían un sello muy especial. Se trataba de que un conjunto de ilustradores (a tenor de le que pude ver, con mucho talento) interpretaban, a través del reciclaje y la imaginación, conceptos que giraban en torno a las tablas de los monopatines, con resultados muy originales.

En este caso, no me cabe duda de que es mejor una imagen que mil palabras:

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

Reskate

En la última foto podéis ver de dónde sacaron todo el material para esta reinterpretación del skateboard.

Por cierto...¿Habéis encontrado al Mono Patín en las imágenes? :)

Podéis ver más en su blog oficial: www.reskateboarding.com

3 Comments

Hola de nuevo. Después de la friolera de 2 meses de no poner ni una mísera linea, ni una cita, ni siquiera un post "regulero" como los que tiene de tanto en tanto ikusuki, vuelvo a las teclas otra vez. Y no es que a uno no le vayan pasando cosas que contar, es que a veces hay tantas a la vez que si ya cuesta ordenarlas en la cabeza, imagínate ponerlas por escrito.

De todos modos, es lo bueno que tiene escribir en un blog que lee tan poca gente, que no tengo quejas excepto de algún colega que de tanto en tanto me dice... "oye, que tienes abandonado lo de internet".

Pues bueno, el motivo de este abandono temporal ha sido por varios tamas, pero yo creo que el más importante es que he vuelto a estudiar. Pues sí, a mis 36 añitos, con una carrera técnica, otra superior y un MBA ahora resulta que me pongo otra vez con los libros y los problemas. Lo cierto es que volver a las aulas, aunque esta vez sean mayormente virtuales, fué una decisión de vaso medio vacío o medio lleno. Si os dijeran que con tres asignaturas más y un proyecto final de carrera os dan una titulación más, ¿lo haríais?. De momento, a todos los amigos a los que se lo he contado me han dicho que estoy loco, que para qué... que no es por estudiar, que muchos lo siguen haciendo; es por las maneras.

Y las maneras de las aulas se me habían a mí olvidado un poco: las calculadoras científicas, los problemas de teletráfico, las antenas, las redes de banda ancha... en fin, que las sensaciones que tengo ahora al volver a estar matriculado en la "Uni" (usando argot veinteañero) no son nuevas, son ya conocidas y lo cierto es que me hace gracia volverlas a recordar.

En este pequeño periplo de telecomunicaciones estoy valorando las cosas que en su día conseguí y que a veces ni siquiera tenemos tiempo de echar la vista atrás para valorar el camino que hemos recorrido. También me ha servido para valorar el esfuerzo que hicieron mis padres al mandar a su hijo a estudiar a Barcelona. La manutención no se pagaba sola y a mí, pagar los créditos ya me ha hecho levantar las cejas.

Lo que no os voy a negar es que para tirar esto adelante, hay que echarle horas y ponerse otra vez la gorra de estudiante. Pero os puedo asegurar que el hábito se vuelve a coger, y aunque el trabajo no te deje mucho tiempo, de momento no me estoy arrepintiendo de haber empezado esta pequeña odisea.

Pero quien está de verdad contenta es mi calculadora HP-48GX que la pobre, como armas que ha colgado un sheriff del oeste retirado, se pensaba que iba a ser presa del polvo eterno. Pues no, el sheriff ha vuelto a impartir su justicia numérica y la pantalla monocromo vuelve a brillar más que nunca.

Back To School

1 Comment

Pues se acabó. Durante cinco semanas he podido asistir a un fantástico curso de cerámica japonesa en el Centre Cívic del Poble Sec a cargo de la sensei Misako Homma. Aunque haya sido una introducción, ha sido muy interesante ver que no todo es arcilla roja en el mundo, sinó que de arcillas, las hay como los colores; de muchas texturas y tonalidades diferentes.

El curso consistía en crear un cuenco, un plato y un jarrón para poder tener los elementos básicos para la ceremonia del té (que hicimos el último día con nuestras propias creaciones).

La verdad es que me lo he pasado muy bien y aunque el primer día me frustré un poco con el primer trabajo, después ya cogí más soltura con los otros dos.

El proceso de pintado y esmaltado de la cerámica también fue muy divertido, porque parece que no, pero pintar la cerámica cuesta lo suyo (sobre todo si quieres dibujar algo más complicado que las formas geométricas). Por supuesto, al finalizar el curso, te llevabas tus creaciones a casa. En mi caso, no me extraña... ¡Porque me hubiera costado muuuucho venderlas! ;)

Tan sólo dar las gracias a Misako Homma y os animo a visitar su taller en el Poble Sec para que veáis la cerámica tan bonita que tiene.

Y por supuesto, alguna foto:

Mi cuenco, mi plato y mi jarrón
Cerámica Japonesa

Cerámica Japonesa

Obra de un compañero de curso
Cerámica Japonesa

Misako como excelente anfitriona de la ceremonia del té
Cerámica Japonesa

Un cuenco con té verde
Cerámica Japonesa

Para acabar, sólo comentaros que la ceremonia del té se popularizó en Japón a partir del siglo XVI y que es un acto que puede ser extremadamente ritual, pero también de relación social a nivel de amigos y familia y donde cada movimiento para preparar el té es digno de admirar. Para disfrutarlo de verdad.

2 Comments

¡Cómo está la cosa en el sector aéreo! Menudos días de tensión y polvareda de comentarios de todo tipo que ha levantado el plantón de los controladores aéreos el pasado viernes, 3 de Diciembre. Tanto es así, que me he decidido a escribir este post.

La versión fácil de todo esto, o la que sale en los titulares de los telediarios y medios de comunicación, es que los controladores son unos multimillonarios caprichosos que además se lo pasan chupi aterrizando aviones y menos mal que ha llegado el Gobierno (representados por Fomento y AENA) cual caballero andante salvador para evitar que esta casta aprovechada y sin escrúpulos, a los que les importa un pito la crisis que estamos viviendo, muerdan el polvo de una vez por todas. Todo esto acompañado de los vítores de las masas populares, que lo que desean es convertir a los controladores en mileuristas.

En mi caso, intento tener todos los puntos de vista posibles y todo este embrollo es más complicado de lo que yo pueda saber, seguro. Sin embargo, vamos a intentar poner las cuatro cosas que creo tener claras, y si no, espero que alguien me corrija.

AENA es la empresa pública que gestiona los aeropuertos españoles. Creo que todo el mundo sabe ya que esta buena gente es quien debería negociar con los controladores un convenio colectivo que no tienen desde hace más de cuatro años. AENA también es la responsable de la formación de los controladores aéreos y de sacar las plazas de nuevos controladores. Es por tanto, AENA, quien debería mandar pero parece que no manda. Ahora vienen los por qués. ¿Por qué AENA no ha sacado un nuevo convenio para los controladores? ¿Por qué AENA se queja AHORA de lo que cobran los controladores si es AENA quien pactó con ellos las horas extra a precio estratosférico? ¿Por qué AENA no saca más plazas de controlador si precisamente faltan controladores? Muy sencillo: porque el objetivo de AENA es ser vendida. AENA se va a privatizar dentro de poco y el plan parece ser que ha sido el siguiente, partiendo de que la empresa tiene beneficios:

1) En pleno auge de la construcción, construir todos los aeropuertos posibles, para que las empresas constructoras y vete a saber quién más, hagan el agosto particular. Esto a sabiendas de que estas infraestructuras van a generar pérdidas y que pese a pagarlas entre todos, a día de hoy el 80% de los aeropuertos españoles son deficitarios. Con esto se crea una empresa con la etiqueta de deficitaria y en pérdidas. Mucho más fácil de vender ante la opinión pública que en la práctica, pero lo importante es justificar que AENA tiene que venderse porque tiene pérdidas.

2) No formar más controladores, porque si total, voy a privatizar, ya vendrá la empresa que toque y me pondrá los controladores de donde sea. Por tanto, no más controladores.

3) Una vez tengo escasez de controladores y la empresa a punto de quiebra, ya lo tengo todo: sólo me falta apretar a los controladores para que estos salten día sí y día también y poner a la opinión pública contra ellos. Ya nadie va a preguntar por qué se vende AENA, una empresa que hace 5 años obtenía beneficios (sí, incluso pagando los sueldos de los controladores) y ahora es una ruina.

La jugada de AENA, por tanto, es clarísima: justificar la venta de la compañía alegando negocio ruinoso y culpando de la ruina a los controladores. Y esto lo hace haciéndoles bailar al son de ir recortando las condiciones laborales que han venido teniendo hasta ahora.

El estallido del puente de diciembre vino provocado porque la mayoría de controladores había agotado las 1670 horas lectivas que estipulaba el nuevo decreto sin que Fomento hubiera puesto una solución hasta el último día. Y la solución fue un nuevo decreto todavía más restrictivo. Y los controladores se salieron de sus casillas, con lo que Fomento logró su objetivo: hacerles saltar.

¿Son los controladores aéreos los enviados de lucifer a la tierra para martirizarnos a todos? Yo creo que no. Simplemente son personas con unos estudios como mínimo de diplomatura (desde ingenierías a abogados, maestros, filósofos…) que en su día se presentaron a unas convocatorias que sacó AENA para obtener la licencia de controlador aéreo. Es decir, se presentaron a unas oposiciones PÚBLICAS y que cualquier persona con el mínimo de requisitos estipulado, podría haber realizado. Sin entrar en detalles, el día a día del controlador se basa en trabajar por turnos para dar entrada, salida y parking a los aviones que circulan por los aeropuertos.

Ahora el tema peliagudo para la opinión pública: los sueldos. Los controladores cobran su salario no de las arcas del estado, como muchos se piensan, si no de las tasas aeroportuarias. Esto es, un impuesto que se cobra por cada billete de avión emitido (si no voy mal, unos 2€ por billete). Es decir, cobran de un ingreso similar en la forma al de los peajes de las autopistas. Lo cierto es que las tasas aeroportuarias generan mucho, muchísimo dinero. Sólo hay que pensar en toda la cantidad de gente que vuela cada día y tener en cuenta que España es un país de destino turístico, lo cual lo convierte todavía en algo más cuantioso. En definitiva, los controladores cobran el dinero que cobran porque el mercado en el que trabajan así lo permite (Por desgracia, la sanidad pública al ser deficitaria, no permite hacer lo mismo con doctores y personal sanitario que lo merecería igual o más). La cantidad de dinero que mueve el sector aéreo es una burrada y por tanto, como actores directos y de primera línea dentro del sector, cobran en consecuencia al haberlo sabido exigir. Y mientras ha habido beneficios, todos más que contentos. Es como los tertulianos de los programas de telebasura, que aunque se muevan en un mercado que les paga sueldos muy altos, de sus sueldos nadie se queja.

Los controladores llevan ahora mismo cuatro años sin convenio colectivo, lo cual es una burrada se mire por donde se mire. No puede ser que un colectivo con tanta responsabilidad como éste vaya galopando de decretazo en decretazo a salto de mata. Por eso creo que se están aprovechando de la imagen que dan para tapar como antes he comentado, la privatización de AENA. Que si tiene que haber convenio colectivo, ya lo pondrán quienes vengan después.

Aterriza como puedas

Pero, ¿Se han equivocado en algo los controladores? ¿Hay algo que reprocharles? Desde mi punto de vista, hay cosas que podrían haber hecho mucho mejor. Veamos:

1) Aceptar las horas extra antes de tener convenio colectivo. No voy a poner el tópico de la avaricia rompe el saco, pero cuando AENA ofreció a los controladores el pacto de las horas extra, éstos antes de exigir a la empresa más plazas de controlador y más compañeros, optaron por hacer caja, lo cual no me parece mal, porque probablemente es algo que en su posición habría hecho todo el mundo, pero a la larga se ha demostrado no ser buena estrategia. Primero, porque si faltaban controladores, ellos no los reclamaron y segundo, porque a la larga la luz pública de las horas extra les está pasando factura.

2) Su campaña de comunicación: una calamidad total. No hay nadie, nadie de este país que sepa ahora mismo de qué se quejan los controladores. Su versión de los hechos es humo, que se difumina rápidamente con una portada de un periódico o la entrada de un telediario. Los decretos que les están metiendo, nadie sabe de qué van. De verdad que si han contratado a alguien para que les lleve los temas de comunicación, que se lo hagan mirar, porque desde todos los puntos de vista, es un auténtico desastre. No sólo es a la hora de transmitir los mensajes, sinó que yo soy bastante crítico incluso con sus portavoces, que creo que no van del todo de frente. Deberían haber sabido que a la opinión pública que lo único que le importa es su sueldo y les ha faltado tratarlo con naturalidad y más cuando las nóminas de los controladores vuelan por internet que se las pelan. Por tanto, mal.

3) La seguridad aérea, el filón que no han explotado. ¿Cómo es posible (si lo importante del control aéreo es precisamente garantizar la seguridad aérea) que no nos hayan puesto los pelos de punta con el tema de la seguridad?. Sería más fácil hacer entender a la gente que hoy es más inseguro volar que antes de los decretos, que no hacerles entender que se vulneran sus derechos y que si hoy vienen por ellos, mañana irán a por otros. La batalla de sus derechos, por triste que sea, a la gente le da lo mismo. Por eso pienso que hace tiempo que deberían alertar de los problemas de seguridad aérea que para ellos supone trabajar más horas de las que tocarían, porque los retrasos y las incidencias en pleno vuelo han aumentado desde que estalló este conflicto. Y esto es un hecho.

4) Dejar a cientos de miles de personas en tierra el día del puente de diciembre por un estallido de rabia. Por mucho que a ellos les duelan los decretos que les están metiendo, no hay justificación para levantarse de la silla cuando te toca trabajar SIN AVISAR ANTES. Me parece perfecto que hagan una huelga, o dos o tres, pero eso se tiene que avisar. Además, a Fomento le ha salido la jugada redonda. Rabieta de los controladores y la opinión pública cabreadísima, igual a carta blanca a partir de ahora. Además, la repercusión de la imagen de España en el munod como república bananera, no ha favorecido nada de nada. Por tanto, muy, pero que muy mala decisión por parte de los controladores.

5) Con el Estado no se juega. Sencillamente, no sé quien les asesoró de que jugaran esa carta, pero si vas a liarla, la lias hasta el final. Si te plantas y armas el pollo del siglo jugando a ser el Ché Guevara, pues hasta las últimas consecuencias y si no, no juegues. Que te dicen que te vas a la cárcel y te quitan la casa, pues a la cárcel y la casa para ellos. Porque, si se plantan todos los controladores, ¿Quién diantres despega y aterriza aviones? Los militares no pueden controlar los centros civiles, porque aparte de no ser suficientes (200 controladores militares por 2.000 civiles), necesitarían 6 meses para entender cómo funciona cada aeropuerto. Por tanto, sigo pensando que si se hubieran plantado de verdad, la cárcel igual la pisan, pero que en 24 horas hubieran estado fuera, sin duda alguna. Además, para que la gente se preguntara de verdad qué les están haciendo, faltó el último escalón. En el momento en que llegaron los militares y les pusieron firmes, todo se acabó. Volvieron a ser los "malditos" controladores.

Creo que los controladores no están jugando bien sus cartas, pues cuando ellos van, el Gobierno ya ha ido y vuelto veinte veces. Sigo pensando de todos modos, que si AENA hubiera hecho las cosas bien (lo que no significa decir a todo que sí) y se hubiera dedicado a gestionar lo que tenía en vez de lanzarse a construir nuevos aeropuertos y a jugar a los tiburones financieros, esto jamás habría pasado.

Es bastante patético que las cosas que estoy preguntándome en este post no las haya puesto encima de la mesa ningún medio. Para que los controladores la liaran como lo hicieron el pasado 3 de diciembre, algo tiene que pasar... ¡Digo yo! No he visto a ningún medio preguntarse de verdad por la situación de los controladores, ni un "informe semanal", ni un "documentos tv", ni un "30 minuts"... nada de nada. Puede que los medios estén bajo mando del amarillismo, donde vende más un titular morboso poniendo a los controladores en el punto de mira, que no hablar de aburridas privatizaciones de compañías públicas, pero creo que hay bastante negligencia mediática con el tema.

Lo peor de todo esto es que nadie se preocupa por la seguridad aérea, que al final lo importante de todo estos es que estos señores puedan hacer su trabajo para garantizar cero accidentes aéreos.

Y tampoco parece que nadie quiera hacer las preguntas correctas, ni para saber por qué diantres no hay más controladores si faltan tantos, ni para pedir responsabilidades a quienes han construido aeropuertos deficitarios sin ton ni son, que a diferencia del sueldo de los controladores, sí que hemos pagado entre todos. Aterriza como puedas.

El viernes pasado estuve en una conferencia muy interesante sobre redes sociales en la Casa Asia de Barcelona. Los ponentes de la conferencia fueron Héctor García, más conocido como kirai en su blog www.kirainet.com, y Antonio Delgado, fundador de caspa.tv y autor del blog www.antonio-delgado.com.

La conferencia versó primero por parte de Antonio sobre el panorama/mapa de las redes sociales en Asia, donde quedó claro que no es todo Facebook en el mundo, sino que según que país, está de moda una u otra. Por ejemplo, en la India se lleva Orkut, mientras que en Korea es Cyberworld, QQ en China, o en Japón Mixi. Si váis a este enlace de despuesdeg.com y veis el gráfico, veréis que a excepción de la zona asiática y algo en sudamérica, todo lo demás es Facebook, y no es que se pueda hablar de monopolio pero casi.

Antonio Delgado en acción
Twitt-Asia

Como datos curiosos, Antonio nos contó que los asiáticos que más amigos tienen en las redes sociales son los malayos, con doscientos y pico amigos de media y que los que menos amigos tienen son los japoneses, con unos 29 amigos de media. También comentó el impacto que tiene la telefonía móvil y cómo afecta a que triunfen unas redes u otras en función de su adaptación a estos medios.

Por otro lado, Héctor (que es ingeniero jefe en Twitter Japón) nos contó que el boom de Twitter en Japón es relativamente nuevo y que están seguros de superar a Mixi dentro de poco, si no lo han hecho ya. Otra cosa que comentó es que Facebook seguro que va a ser una competencia en ese país y que es cuestión de tiempo que despegue.

Héctor en el debate
Twitt-Asia

Héctor tirándonos una foto
Twitt-Asia

Respecto a Twitter en sí, comentó que se empezó a popularizar porque los famosos japoneses empezaron a hacerse cuentas en Twitter y como a los japoneses les encantan los famosos, eso les trajo un montón de usuarios. Por otra parte, explicó también que el hecho de que Twitter te permita identificarte de un modo más ligero que otras redes sociales (nombre de usuario y avatar cualquiera) es un factor atractivo para los japoneses, bastante celosos de su anonimato y que se sorprendieron bastante cuando vieron cómo el primer ministro japonés creó su perfil en Twitter.

Con Antonio
Twitt-Asia

Tras la charla, hubo un buen debate sobre las redes sociales en general y del uso de las mismas también en España y de cómo los medios actuales se están nutriendo de los contenidos que disponen las mismas directamente de sus usuarios. Es interesante ver que las noticias ya las generan de primera mano gente como Pérez Reverte o Leonardo DiCaprio. Sólo hace falta que pongan un mensaje en Twitter y ya se lía parda.

Con Héctor, que tuvo la amabilidad de firmarme su nuevo libro de fotos, "soñar con Japón"
Twitt-Asia

La verdad es que fué un encuentro muy interesante para reflexionar sobre el papel de las redes sociales en nuestro día a día y cómo las viven en otros puntos del planeta.

P.D: Gracias a David Hidalgo por las fotos!